El billete de tren para San Paulo

tren de colores

En una estación de tren, en la ventanilla de venta de billetes: -Muy buenas, ¿Me da un billete para San Paulo? -Lo siento señor, eso no es posible… Entonces el hombre se vuelve hacia su compañero y dice: -San Paulo, lo siento, pero tendrás que ir a pié.